La guerra de las Falklands/Malvinas: 31 años después

En la madrugada del 2 de abril de 1982 un contingente militar argentino anfibio invadió las proximidades de Port Stanley, al tiempo que un grupo similar había ocupado las islas Georgias del Sur.  Se iniciaba así una dramática guerra terrestre, naval, aérea, anfibia y aeroterrestre en el Atlántico sur (2 de abril-14 de junio), la unica guerra verdadera y más cercana que hayamos vivido los magallánicos en toda la historia de la Patagonia.

COMO SI LA GUERRA ESTUVIERA OCURRIENDO EN EL PATIO DE TU CASA

La guerra de las Falklands/Malvinas trajo a Magallanes extraños sucesos que forman parte de los anales anecdóticos del pasado regional.  Como los numerosos periodistas y agentes de inteligencia britanicos instalados en el Hotel Cabo de Hornos de Punta Arenas, con sus equipos de radioescucha y de transmisión de datos conectados al instante con Londres.  Como el extraño caso de ese helicóptero británico caido en la costa del Estrecho de Magallanes, en el sector Rio de los Ciervos, a varios cientos de millas de su propio radio de alcance de vuelo y cuyos pilotos fueron reenviados discretamente a Gran Bretaña, poniendo en evidencia la intensa colaboración chilena con la Fuerza Expedicionaria Británica.  Como el caso de los ventanales cubiertos del aeropuerto de Punta Arenas y de los vuelos comerciales, para que los pasajeros no vean el movimiento de aviones de combate y de reaprovisionamiento “no chilenos”, que entraban y salían de la base aérea.  Como el caso de los radares aéreos chilenos ubicados al oeste de Punta Arenas, que sirvieron eficazmente para la detección de aviones argentinos despegando desde Santa Cruz o Tierra del Fuego hacia el “teatro de operaciones Malvinas”.

Desde Punta Arenas escuchábamos por onda corta las emisiones de Radio LU-14 de Rio Gallegos y de la radioemisora BBC de Londres, lo que permitía confrontar las informaciones de la prensa escrita y de la televisión con las respectivas versiones oficiales del conflicto y su desarrollo.

Al final de la guerra en las proximidades del 14 de junio, resultaba paradójico escuchar la retórica esquizofrénica de los “partes de guerra” del Comando argentino de Operaciones en el terreno, que anunciaban la inminente victoria sobre las fuerzas inglesas, transmitidos por radioemisoras argentinas, mientras en el campo de batalla los oficiales y los soldados argentinos se rendían a los comandantes britanicos.

LOS EFECTOS DE LA GUERRA

El drama de la guerra, afectó dolorosamente a miles de soldados conscriptos argentinos, llevados al campo de batalla por oficiales ineptos a enfrentarse con soldados profesionales altamente entrenados y equipados.  La guerra de las Falklands Malvinas demostró la superioridad militar de los soldados profesionales sobre los soldados conscriptos, lo que llevaría más tarde a las FFAA argentinas y chilenas a decidir la profesionalización completa de sus contingentes, terminando con la conscripción universal obligatoria.

El impacto humano y moral de los combatientes argentinos y sus familiares, por esta guerra, se compara con el perjuicio material y psicológico de los kelpers habitantes de las islas, que vieron la invasión de sus campos, la muerte de su ganado y vivieron el peligro de los combates aéreos y terrestres.

La invasión de las Falklands/Malvinas por Argentina en 1982, fue la “salida alternativa” de la política militar agresiva de los militares argentinos, de haber emprendido un ataque e invasión sobre las islas del canal Beagle en el extremo austral del continente.  Después de triunfar en las Falklands, Argentina iba a producir un ataque sobre los territorios australes chilenos, como lo han revelado documentos argentinos desclasificados en 2009 (nos referimos al Informe Rattenbach).

EL ESCENARIO GEOPOLITICO Y DIPLOMÁTICO ACTUAL

Al término de la guerra, el cuadro geopolitico que rodea a las Falklands/Malvinas es más desventajoso para Argentina, no obstante su ambiciosa y exitosa ofensiva diplomática demandando la reapertura de negociaciones con el Reino Unido por la soberania de las islas.   Las islas disponen ahora de un considerable contingente militar, naval y aéreo, infinitamente mayor al que contaban en 1982, mientras Gran Bretaña se niega a discutir una soberanía que los propios kelpers no desean ceder, según los resultados obvios de un reciente referendum.

Si los kelpers tienen una palabra que decir en este asunto controversial, la experiencia de la invasión de tropas argentinas y de la guerra ocurrida en sus propios campos de pastoreo lanar, no es el mejor antecedente para mejorar las relaciones con los vecinos argentinos.

En el contexto del cono sur del continente sudamericano y de los mares australes, la presencia británica en las Falklands/Malvinas actúa como un factor de estabilidad geopolítica y geoestratégica, pero la presión diplomática argentina necesariamente tendrá que producir resultados, de manera que Gran Bretaña no puede sostener indefinidamente su negativa a sentarse a dialogar.

Al mismo tiempo, avanzan lentamente las minuciosas exploraciones de la firma Rokhopper en el fondo marino de la plataforma de las islas, en busca de yacimientos de hidrocarburos y los resultados hasta hoy son prometedores.  De este modo, el eventual hallazgo de petróleo y/o gas natural en la zona podría introducir un nuevo elemento de conflicto y agregar un nuevo juego de intereses para complicar aún más la controversia política y diplomática entre Argentina y Gran Bretaña.

Mientras la diplomacia corre por un carril, las relaciones humanas y comerciales entre las islas y el continente sudamericano corren por otro carril, donde la región de Magallanes y Punta Arenas cumplen un importante y sensible rol de puente aéreo y marítimo.

Pero la diplomacia es la herramienta política fundamental en este asunto.

Siempre entendiendo que en diplomacia el apresuramiento nunca produce buenos resultados, pero el inmovilismo tampoco.

Manuel Luis Rodríguez U.

PARA SABER MAS:

http://www.rockhopperexploration.co.uk/rockhopper.html

La versión inglesa del conflicto de 1982:

http://www.falklandswar.org.uk/

La versión argentina del conflicto de 1982:

http://es.wikipedia.org/wiki/Guerra_de_las_Malvinas

2 pensamientos en “La guerra de las Falklands/Malvinas: 31 años después”

  1. Nada mas que entendiendo la conducta humana ; se puede arribar a conclusiones sobre los acontecimientos que nos esperan en el futuro.
    –Donde encontrar alimentos
    –Donde encontrar agua.
    –Donde encontrar zonas optimas para desarrollar energías convencionales y no convencionales.
    –Donde encontrar una infraestructura ya preestablecida y aceptable .
    –Donde encontrar todo lo anterior y que este débilmente defendido .
    Esta en la naturaleza humana resolver las necesidades apropiándose de los bienes a toda costa.
    La supervivencia es la ley que ampara todas las desiciones en ese sentido.
    Las naciones razonan de la misma manera , porque son una creación humana.

    Luego me pregunto; es tán dificil sacar conclusiones sobre lo que nos espera.

    No quiero ser obio y ruego a Dios que entendamos esto a tiempo y resignemos todo aquello que

    sea necesario para enfrentar con dignidad lo que viene.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s