El gas natural de Magallanes, ¿sigue siendo chileno todavía? – Artículo publicado en julio de 2006

Artículo publicado en mi página PARADYGMES http://paradygmes.unblog.fr el 24 de julio de 2006.

_______________________

EL GAS DE MAGALLANES, ¿SIGUE SIENDO CHILENO TODAVIA?

Se avecina un conjunto de decisiones de importancia estratégica y geopolítica para el desarrollo de Magallanes.

En estos meses y probablemente en estas semanas de fines de julio de 2006, ENAP debe adoptar decisiones respecto del futuro de la exploración y la explotación de las reservas de gas natural de Magallanes.

En primer lugar, debe partirse de un hecho absolutamente verídico acontecido hace un mes, cuando en una reunión del CONSEJO REGIONAL de Magallanes, y estando presentes los cuatro parlamentarios de la región, se manifestaron diversas aprehensiones sobre los derechos de explotación que conforman el FONDEMA.

Esos temores y aprehensiones desgraciadamente se están viendo confirmados, por ejemplo en el caso de la empresa GEOPARK, que explota el bloque Fell, desde hace 3 meses aproximadamente. Esta empresa extranjera (www.geopark.com) (que se administra desde sus oficinas en Buenos Aires y Santiago y con oficinas de campo en Rio Gallegos y en Punta Arenas) esta vendiendo el gas que produce directamente a Methanex, y lo mas grave aparte de todo lo que eso significa, el Estado de Chile no le cobra los derechos de explotación que si les cobra a ENAP. Nos informa el sitio web de Geopark que desde 2006, se ha convertido en la “primera empresa privada extranjera en producir petróleo y gas en nuestro país”. ¿Y la Constitución Política de la República de Chile no dice acaso que esos recursos son del Estado de Chile?

En este contexto, próximamente se reunirá el Directorio de ENAP en Santiago, y existen sobradas aprehensiones de que este Directorio está ya absolutamente influenciado por el Gobierno para determinar y decidir la entrega de bloques en los cuales existen verdaderas expectativas sobre descubrimientos de gas natural a estas empresas transnacionales, tales como British Petroleum y otras.

Además de todos los daños que van a significar el no pago de los derechos de explotación, resulta fundamental tomar consciencia de la diferencia que la explotación la haga ENAP, que es una empresa comprometida y gravitante en la economía regional, en tanto que los inversionistas extranjeros cualesquiera sean, vendrán con la premisa de sacar el producto, bajo la lógica de ”sacar que el mundo se va a acabar”, y terminarán embolsandose gigantescas ganancias pero con cero responsabilidad social con la región.

Queda la interrogante si como magallánicos vamos a entregar la concesión de los bloques, argumentando que el Estado no tiene los recursos para realizar una campaña exploratoria como la que se necesita, pero parece que nadie toma en cuenta qyue hoy en Latinoamérica el mejor negocio que invertir es en el neggocio de los hidrocarburos. Por lo tanto, la gran intrerrogante es ¿porqué no seguimos incrementando los recursos que ENAP le entrega al erario nacional?.

De esta incógnita, que resulta incomprensible, solo puede salir una convicción muy grave: que los poderosos intereses económicos de que ya pusieron el ojo en las reservas de gas natural de Magallanes quieren explotarlas sin ENAP de por medio y que esos intereses tienen aliados hasta los mas intrincados laberintos de la sociedad chilena. Vergüenza entonces que la mayoría de los ciudadanos de Chile y de Magallanes y que puede opinar, esta callada ante estos hechos graves, para no enfrentarse con los jefes o los que manejan el poder,

Lo mas grave de estos hechos es que en definitiva, durante este gobierno al parecer se pretende disminuir y jibarizar una empresa del Estado reconocidamente eficiente. Podría afirmarse que a ENAP esta siendo gradualmente enterrada por el Estado y por el gobierno y los poderosos intereses económicos que predominan en Chile y eso explica muchas decisiones que parecen tener una dudosa intención, por tanto el panorama no puede ser peor para Magallanes.

No obstante las declaraciones oficiales, no resulta claro para la ciudadanía cuál es el propósito de entregarle recursos de todos los chilenos a ciertas transnacionales, de donde resulta que que parece haber mucho interés en dejarle a ENAP lo peor, los trabajos exploratorios y cortarle los financiamientos, puesto que se sigue privilegiando las inversiones de la filial SIPETROL.

Todo esto sin considerar el hecho evidente que los ejecutivos de Enap, de los cuales quedan varios durante años pedían que no se explore mas en Magallanes, han justificado la privatización abierta o encubierta de esta empresa. Incluso se puede encontrar declaraciones de prestigiosos geólogos de ENAP que justificaban esta desvinculación de ENAP del proceso de exploración.

Lo que resulta inexplicable y altamente sospechoso es que, en el inicio de una nueva perspectiva de desarrollo para la industria gasífera en Magallanes, preciamente en este instante, ENAP se desprenda de una inmensa cantidad de capacidad técnica y humana, y que obviamente estas empresas internacional capturan ese capital humanlo sin ningún costo. Es el caso de numerosos de los recientes desvinculados, quiénees cobran indemnizaciones y después trabajan con esas empresas. Las empresas transnacionales interesadas en el negocio energético de Magallanes están funcionando como aspiradoras de capital humano, aspiradoras de profesionales y de conocimientos y de experiencia, experiencia que fue ganada en ENAP, y de la cual esas empresas se benefician a costo gratis.

Manuel Luis Rodríguez U.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s